Descuento de Pagarés entre Particulares

El Pagaré es un documento donde se detalla la promesa por parte de una persona (suscriptora) de satisfacer un pago a una segunda (beneficiaria o tenedora) una suma de dinero en un plazo determinado.

Los descuentos de Pagarés son una práctica muy usada en la actualidad para las personas sin actividad económica y que no tienen carácter jurídico, siendo esta una forma de financiación que pueden utilizar ya que existe la opción o la posibilidad de vender dicho Pagaré a una tercera persona.

Los Pagarés entre particulares permiten de algún modo aplazar el compromiso de pago para poder conseguir liquidez en ese periodo. Gracias a los descuentos de Pagarés se reduce el riesgo de impago y se adelanta el cobro del mismo.

Aspectos que se deben considerar a la hora de suscribir un Pagaré

Aunque el Pagaré es una herramienta jurídica, los particulares también pueden utilizarla como un compromiso de pago y sobre todo pueden acudir a un banco o entidad financiera para descontarlos consiguiendo de esta forma un adelanto de dinero por la suma de dinero que se detalla en el mismo.

Los descuentos de Pagarés deben contar con la solvencia de la contraparte, es necesario conocer si es con o sin recurso ya que de esto depende la posibilidad de ser cobrado en el futuro, por lo tanto, es necesario solicitar documentos para conocer la economía y finanzas de la persona además de certificados tributarios presentados anual o trimestralmente.

Con este certificado tributario se genera más confianza ya que para nadie es un secreto que Hacienda sigue muy de cerca todos los movimientos financieros y es una manera de cubrirse las espaldas.

Ahora bien, cuando se habla de un descuento de Pagarés con recursos (forma de anticipar un cobro), quiere decir que la persona beneficiaria del Pagaré también asume la responsabilidad  ante el posible impago del suscriptor, es decir, que cuando llega la fecha de vencimiento y la persona no procede a pagar, el beneficiario responde ante la entidad  donde previamente se ha descontado, a diferencia de un Pagaré sin recursos en donde los riesgos son mucho mayores ya que la entidad financiera asume la responsabilidad total de impago.

Se debe ser precavido con este tipo de financiación

Son muchos los motivos que pueden impulsar a una persona a solicitar dinero rápido ante cualquier entidad financiera o incluso entre familiares para adquirir bienes, servicios o quizás impedir embargos.

En algunos casos un particular puede utilizar Pagarés que haya obtenido con antelación y acudir a un banco o empresa donde se hacen descuentos de Pagarés para recibir el dinero por anticipado, sin embargo, este tipo de transacciones se rigen por ciertos reglamentos de financiación ya que ninguna entidad está dispuesta a perder su dinero.

Generalmente estas instituciones jurídicas exigen cierta documentación que hagan constar la inexistencia de deudas, como por ejemplo, el Certificado corriente de obligaciones de la Seguridad Social, y que es indispensable para poder solicitar descuentos de Pagarés entre particulares o familiares.

En este certificado se especifica la situación económica que permite valorar la liquidez y evitar graves conflictos de carácter personal ya que aclara que se está al día en las obligaciones de la Seguridad Social, lo que garantiza en cierta forma que el dinero será devuelto.

Puede obtenerse vía online de manera rápida, sencilla y fiable pero teniendo en cuenta que es posible que aparezca reflejado el monto de alguna deuda que haya sido pagada ya que el sistema bancario y tributario tarda días en cruzarse y complementar toda la información, en ese caso se debe adjuntar la copia del comprobante de pago para evitar una negación del descuento de Pagarés.  

Fuente de referencia: https://www.investopedia.com/terms/p/promissorynote.asp

Tus dudas, opiniones o comentarios aquí 👇